top of page

Yin Asanas


¿Por que en YIN YOGA cambiamos los nombres de los asanas?


Si visto por afuera se parece a un asana Yang.. ¿por qué el empeño en llamarlo diferente?


Para alguien nuevo en la práctica puede ser un poco confuso al principio escuchar nombres aparentemente “aleatorios” adjuntos a posturas familiares. Incluso como profesor/a puede parecer raro también mencionarlos en español o inglés, si estamos acostumbrados a llamarlos en sánskrito

CAMBIA EL NOMBRE, CAMBIA LA ACTITUD

Lo que se pretende al llamarlo diferente, es cambiar la actitud desde donde se lo aborda. La forma externa puede ser, para quien mira superficialmente, aparentemnte la misma o similar, pero completamente diferente para quien -ve- con profundidad. En Yin utilizaremos props, elementos, buscaremos la relajación de los músculos y de la postura, pero estaremos activando diferentes areas marcadas: los tejidos yin del cuerpo


Bernie Clark, uno de los principales maestros del YIN YOGA, resume muy bien lo que sucede a nivel físico.


Él dice: “La postura yin del Cisne se ve idéntica a la pose yang de Pigeon, pero en Pigeon, como en la mayoría de las poses yang, la activación de los músculos son el objetivo. En una pose yang, involucramos los músculos y los estiramos. En la práctica del yin, relajamos los músculos; apuntamos nuestra intención a las articulaciones y los tejidos profundos que las envuelven, no a los tejidos más superficiales de los músculos o la piel”.


Es por ello que cuando invitamos a un practicante a ingresar en “Cisne” en vez de “Pigeon/ Eka pada raja kapotasana”, no solo lo estamos invitando a una forma de asana, sino a una actitud física-mental-espiritual.


Una actitud YIN.


De esta manera cuando el practicante ingresa y permanece en las postura, permite que todo el “contenido” del asana yin se “embeba” en su cuerpo.


Profundicemos un poco más en este tema:


Pensemos por ejemplo en la Esfinge; Diosa mitológica egipcia que se caracteriza por tener la cabeza, cuello, pecho humano y el cuerpo y los pies de león, toda una actitud, ahá?.


Ó nuestra querida postura de Rebote entre asanas, donde permitimos que la energía vuelva a fluir en libertad por los tejidos: Pentáculo; estrella de 5 puntas, sÍmbolo antiguo y pagano de multiples significados, utilizado para la magia y hechicería.


Cuando permanecemos en estas posturas con una actitud YIN, dejamos que toda esta energía e información entre y se mueva por nuestro cuerpo. Nos dejamos permear y penetrar por esta conciencia antigua y poderosa.


Mucho, verdad? No te preocupes, no necesitas conocer el significado de cada asana, ocupate de entrar en MODO YIN: relajate y deja que el arte y la sabiduría del YIN YOGA te atraviesen.


Cuéntanos, ¿Cual es tu asana YIN (o YANG) favorita?

Comentarios


bottom of page